-

Municipios 3.0, Desarrollo Local y Responsabilidad Social Institucional

Hemos sido testigos de una evolución sin precedentes de las nuevas tecnologías en las últimas décadas. Dentro de este desarrollo podemos diferenciar tres grandes cambios, en cuanto a la forma de desarrollarse las nuevas tecnologías, los ciudadanos y las administraciones públicas.


  • El primer gran cambio tecnológico vino con la aparición de internet. Como la mayoría de ustedes conoceis su origen se remonta a 1969 cuando se estableció la conexión entre dos computadoras. Su puesta en marcha a través de lo hoy conocido Word Wide Web (www) permitió que millones de personas pudieran comunicarse y compartir información. Los grandes organismos públicos y administraciones públicas empezaron a lanzar sus páginas webs donde muy escasamente se producía ya una cierta relación, gestiones o trámites entre  estos y los ciudadanos.

  • El segundo gran paso vino de la mano del continuo avance de esas tecnologías. En este sentido aparecen las TIC´S, un nuevo modelo basado en plataformas de enseñanzas que permitían aumentar esa relación entre ciudadanos, universidades y administraciones públicas. Ha este salto a de sumarse todos los dispositivos como móviles, portátiles que permiten que esa comunicación sea más eficaz y directa. Podemos hablar de la primera evolución que sufre este tipo de tecnologías. Con respecto a lo que nos importa a nosotros vimos además como desde los sitios webs de las administraciones públicas aumentaban las posibilidades de realizar gestiones, trámites y consultas.

Sin embargo hoy en día se ha producido un estancamiento por parte de la administración pública al no satisfacer ni llegar a resolver las prioridades y necesidades se sus habitantes más cercanos. Por ello ante la continua evolución de las nuevas tecnologías y la multitud de plataformas, programas virtuales, software y aplicaciones móviles que existen, el problema persiste y es como consecuencia de la falta de organización e implementación de la administración de aprovechar esos recursos para ponerlos a disposición de los ciudadanos y lo que es mas importante utilizarlos con fines para promover un desarrollo socioeconómico donde de asientan.

Siguiendo esta línea se detectan una serie de problemas no abordados por la administración:

  • Los ayuntamientos cuentan con diversas páginas webs, aplicaciones móviles, blogs... convirtiendo la búsqueda de información en una aventura y sin cubrir de forma efectiva las necesidades de los vecinos. Además no contribuyen al desarrollo local, pues muestran en la mayoría de los casos una información estática y direccional (sin que ese intercambio de información pueda ser devuelta al propio ayuntamiento).
  • El patrimonio no es ofertado ni anunciado de forma innovadora, dejando ese activo sin uso.
  • Los pequeños comercios y bares pierden visibilidad frente a las grandes superficies.
  • Falta de involucración de la sociedad civil en los temas de la política municipal.

Si sumamos todo los problemas anteriores a la transformación que está sufriendo la ciudadania en cuanto a:
  • Personas cada vez más formadas en diversos campos (titulaciones superiores, nuevas tecnologías, comercio electrónico)
  • Sociedad civil cada vez mas sensibilizados en temas de medio ambiente, consumo de productos de la zona, puesta en valor del territorio etc etc...
  • Aumento del uso de las nuevas tecnologías e incremento en el porcentaje de la población que las usan
  • Aumento del interés de las decisiones en la política pública por parte de los vecinos del territorio.

Como conclusión hablamos de que estamos en un momento donde el sistema actual es un modelo caduco, por ello desde Social 21 planteamos que la evolución a este sistema tiene que pasar por un sistema interconectado donde la base de este cambio promueve el desarrollo local y implante un sistema de responsabilidad social institucional. Nuestra alternativa pasa por el modelo de Muncipios 3.0. Si quieres conocer de qué trata este modelo visita el siguiente enlace: ¿Qué es un Municipio 3.0?